Manual para las iglesias que crecen. Vision celular


Manual de líderes de células, para las iglesias que crecen

Por Fernando A. Mora

La Biblia describe a la iglesia como un cuerpo, como algo vivo. Todo organismo vivo y sano crece y se reproduce. Un bebé crece, y una vez adulto engendra hijos una semilla da fruto y se multiplica. Dios espera lo mismo de la iglesia. En estos tiempos han venido surgiendo «nuevos» modelos de iglesia, basadas en grupos pequeños. Este modelo responde con eficacia a las necesidades de la sociedad actual.
La visión de la iglesia celular es ampliamente compartida alrededor del mundo. En la vida de la iglesia, los grupos de encuentro ofrecen un espacio social íntimo y sano muy necesario en un mundo individualista y enfermo. En este manual, el venezolano Fernando Mora,  comparte esta visión que se expande cada vez más, bajo la luz de la Biblia.

 ¿Por qué reunirse en las células o grupos pequeños?

 “Cuando el Nuevo Testamento habla de familia, lo hace en el contexto del sistema social grecorromano, donde el hogar estaba conformado por una serie de lazos de sangre, laborales y geográficos. La familia era el centro de la organización social, y llegó a ser un espacio de crecimiento y expansión de la nueva iglesia cristiana. Sin embargo, lentamente se fue trasladando el énfasis desde la vida diaria hacia lo ritual, y el lugar central que tenían los hogares en la enseñanza y práctica bíblicas perdió fuerza. Cada persona es única en cuanto a su personalidad y a sus experiencias… Si las diferencias se encauzan bien, le dan riqueza a la célula. Uno aporta la sensibilidad y comprensión de quienes han superado una pérdida familiar o un divorcio otro la creatividad de quienes provienen de familias emprendedoras y trabajadoras y otros la experiencia de aquellos que han superado la delincuencia y los vicios” narra el autor.

Todo muy lindo, pero ¿cómo?... 

Mora afirma que “los grupos celulares son como un laboratorio donde se aprende experimentando, cometiendo errores y corrigiéndolos. El objetivo del aprendizaje es producir nuevos siervos-líderes en permanente formación de esa manera se cumple el principio de Efesios 4.11–12, de ‘perfeccionar a los santos para la obra del ministerio’... Lo que se requiere es entrenamiento aprendemos haciendo. Además es un proceso de largo alcance, y debe estar dirigido por el poder del Espíritu Santo”.

En estos encuentros hay que tener en cuenta, explica el autor, que el objetivo principal es evangelizar. “La iglesia, y cada grupo celular que la conforma, debe considerar siempre al evangelismo como el centro de su misión, de su razón de ser.”

Sugerencias prácticas dadas por Fernando Mora
  • Ore para que el grupo sienta el llamado a evangelizar. Recuerde que la meta de todo ministerio es hacer discípulos.
  • La forma del evangelismo debe surgir desde dentro del grupo: ¿Qué hacer? ¿Cómo? ¿Cuándo? ¿Dónde?
  • Una manera efectiva de acercarse a otras personas y hacer amigos es a través de reuniones sociales: desayunos, comidas, deportes, paseos, lugares donde los no cristianos se sientan libres de amenazas. Realice reuniones espontáneas, no programadas, en los hogares de los miembros del grupo. 
  • Realice jornadas de evangelización, reuniones enfocadas a los no cristianos. 
  • Los miembros orarán previamente para invitar a sus amigos, familiares o conocidos. 
  • Use vídeos o porciones de películas, cristianas o no, para conversar sobre ellas.


Este manual para líderes de células, de 192 páginas, lo puedes descargar gratis de nuestra biblioteca en Google Drive. Te solicitará una dirección de correo electrónico.
 
Descargar manual desde la Biblioteca en Google Drive



Sobre el autor: 
Fernando Mora se convirtió en seguidor de Jesús en 1978 cuando realizaba estudios de postgrado en Ingeniería Biomédica en California (USA). Nació en Maracay (Venezuela) donde vivió toda su infancia y adolescencia, hasta 1970 cuando se trasladó a Caracas para su formación como ingeniero electrónico en la recientemente fundada Universidad Simón Bolívar. Posteriormente culminó en 1991 un Doctorado en Ciencias de la Vida y la Salud en la Université de Tours (Francia). Entre 1988 y el año 2000 fue miembro del equipo pastoral de La Viña de Los Teques. En el 2001 liderizó la plantación de La Viña de San Antonio de Los Altos. Desde 2005 a 2009 participó en un proyecto para crear una comunidad de iglesias caseras en Los Altos Mirandinos como un nuevo modelo misional de iglesias Viña.

Desde 2003 a 2007 fue coordinador de misiones para América Latina de la Asociación de Iglesias Viña en los Estados Unidos (AVCUSA), actividad que requirió su esfuerzo pleno, la necesidad de visitar casi todos los países, conocer a muchos de los líderes principales, participar en proyectos para la plantación de nuevas iglesias, resolver conflictos, coordinar reuniones regionales y subregionales y colaborar en la organización de entrenamientos y conferencias.
Durante ese lapso de tiempo creó el portal CIVILA (Comunidad de Iglesias Viña de América Latina) donde se recopilaron importantes documentos sobre el movimiento. Autor de diversas publicaciones y libros, entre ellos Manual para iglesias que crecen, publicado por Editorial Certeza.

 Fue editado en base al manual que hoy ofrecemos en forma gratuita en Nexo Cristiano

Manual para las iglesias que crecen. Vision celular Manual para las iglesias que crecen. Vision celular Revisado por el equipo de Nexo Cristiano on noviembre 04, 2021 Rating: 5
Con tecnología de Blogger.